CON INTEGRANTES SIN CUMPLIR REQUISITOS, “AVANZA” QUINTANA ROO HACIA SISTEMA ANTICORRUPCIÓN

CHETUMAL, MX, 19/10/2017.- Quintana Roo avanza en la integración de su Sistema Estatal Anticorrupción con personas que no tienen ninguna trayectoria ni trabajo real en el combate a la corrupción, rendición de cuentas o transparencia.

El 14 de septiembre pasado, con la designación de Rosaura Antonina Villanueva Arzápalo como fiscal anticorrupción, se dio el primer paso para poner en marcha el Sistema Estatal Anticorrupción, pero solo como un trámite al que Quintana Roo se suma por mandato constitucional, pues en los hechos, en la administración del gobernador Carlos Joaquín González, el priista que renunció a su partido luego de no ser postulado, no se tiene la menor intención de avanzar en el tema del combate a la corrupción.

Rosaura Villanueva fue electa por el voto unánime de los diputados, y antes de convertirse en fiscal anticorrupción ya era parte de la Fiscalía General del Estado, como Vicefiscal. Con Doctorado en Derecho Penal, Villanueva Arzápalo hizo carrera en el Poder Judicial de Quintana Roo como juez penal, con una cuestionable reputación entre buena parte del gremio de litigantes. Y antes de “regresar” al equipo del ahora Gobernador, Rosaura Villanueva jugó en el equipo contrario, pues acompañó a la candidata del PRI, Georgina Ruiz Chávez, en su intento de convertirse en presidenta municipal de Cozumel en las pasadas elecciones, las mismas en las que ganó Joaquín González. Todo parece indicar que Rosaura Villanueva jugaba tanto para el PRI como para la coalición PAN-PRD. En la hipótesis de que la priista Georgina Ruiz hubiera ganado la elección municipal, la ahora Fiscal Anticorrupción sería tercera regidora… por el PRI.

A esta elección de la Fiscal Anticorrupción, le siguió ayer miércoles otra elección “unánime”, la de los integrantes de la Comisión de Selección; la que elegirá a los ciudadanos del Comité de Participación Ciudadana del Sistema Estatal Anticorrupción.

La designación recayó en Elena Isabel Múgica Silva, Celina Izquierdo Sánchez, Hemma Serlene Cuevas Rueda Quijano, Adrián López Sánchez, y Alejandro Riquelme Turrent; todos ellos, sin conocimientos, trayectoria o trabajo en las áreas de combate a la corrupción, fiscalización, rendición de cuentas o transparencia.

En el boletín difundido por el Congreso, no se detalla ningún dato de quienes son estos personajes que elegirán al órgano más importante del Sistema Anticorrupción, que es el de Participación Ciudadana, y si no existe dato alguno de ellos es precisamente porque carecen de todo antecedente en la materia, y por lo tanto no cumplen con el requisito de elegibilidad.

ACEPTAR CARGO SIN REUNIR REQUISITOS, SU PRIMER ACTO DE CORRUPCIÓN

Si los ciudadanos electos para integrar la Comisión de Selección creyeran en la institución anticorrupción no habrían aceptado el cargo, pues aceptarlo sin cumplir el requisito más importante, es su primer acto de corrupción.

ELENA ISABEL MÚGICA SILVA, de acuerdo a sus datos consultados en LinkedIn es Jefe de Educación Continua de la Universidad Tecnológica de Cancún. Y… nada más.

HEMMA SERLENE CUEVAS RUEDA QUIJANO, también según información consultada en LinkedIn, es “couching” de negocios y proyectos de inversión de la Universidad UNIMAAT; se presenta también como catedrática e investigadora en la Facultad de Ciencias Económicas Administrativas, al aparecer  de la totalmente desconocida universidad privada UNIMAAT. También cuenta con una Maestría en Desarrollo Organizacional.

Refiere que trabajó en la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) durante 19 años y 11 meses, además de que “creó” “un A.C perteneciente a INCUSUR”.

CELINA IZQUIERDO SÁNCHEZ es la única persona con reconocida trayectoria… pero en asuntos de equidad y género, donde a través del Observatorio de Violencia Social y de Género ha realizado una respetable labor. Sin embargo, no tiene ningún trabajo en las áreas de combate a la corrupción, fiscalización, rendición de cuentas o transparencia.

ADRIÁN LÓPEZ SÁNCHEZ, actual presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana en Cancún, tampoco tiene mayor trayectoria, salvo que en fechas recientes participó en las mesas de discusión del Sistema Estatal Anticorrupción. Desde su posición como representante empresarial ha jugado un papel totalmente acrítico y complaciente frente al gobierno estatal.

ALEJANDRO RIQUELME TURRENT es otro personaje que coincide con el perfil de los anteriores: nulo trabajo en los temas de combate a la corrupción, fiscalización o rendición de cuentas. Pertenece a la asociación Ciudadanos por la Transparencia (CITRA), creada por el empresario Francisco Córdova Lira, que como se hizo público en su momento, recibió de manera ilícita, un millón y medio de pesos del entonces alcalde perredista de Cancún, Julián Ricalde, mismos que fueron desviados del Subsidio para la Seguridad Municipal, y que debieron aplicarse a la prevención del delito en Cancún. CITRA ha mantenido una postura de “acompañamiento” y “aval” en las simuladas acciones de transparencia de los gobiernos desde el sexenio de Roberto Borge Angulo y ahora en el de Carlos Joaquín González.

CUÁLES SON LOS REQUISITOS QUE NO CUMPLEN LOS INTEGRANTES DEL COMITÉ DE SELECCIÓN

De acuerdo al artículo 18, fracción I, párrafo segundo de la Ley estatal anticorrupción, uno de los requisitos que obligatoriamente deben cumplir los integrantes del Comité de Selección es “haberse destacado por su contribución en materia de fiscalización, de rendición de cuentas y combate a la corrupción”; lo cual, como se pone en evidencia no cumple ninguno de los designados por los diputados de la XV Legislatura.

Dicho párrafo señala:

(…)

“Los candidatos a integrar la Comisión de Selección, deberán cumplir con los siguientes requisitos: Ser ciudadano mexicano por nacimiento, en pleno ejercicio de sus derechos políticos y civiles;  haber residido en el Estado cinco años anteriores a la postulación del cargo; gozar de buena reputación y no haber sido condenado por delito que amerite pena de más de un año de prisión, pero si se tratare de robo, fraude, falsificación, abuso de confianza y otro que lastime seriamente la buena fama en el concepto público; no haber desempeñado el cargo de Secretario de Despacho, Fiscal General de la República o del Estado, Senador, Diputado Federal o Estatal ni gobernador de algún Estado y haberse destacado por su contribución en materia de fiscalización, de rendición de cuentas y combate a la corrupción.”

DIPUTADOS CONTENTOS, SATISFECHOS Y ESPERANZADOS

El diputado Emiliano Ramos Hernández, presidente de la Mesa Directiva del Congreso felicitó a los ciudadanos electos y aseguró que su designación representa una esperanza para los quintanarroenses, al tener en sus manos la alta encomienda de seleccionar a los mejores hombres y mujeres de Quintana Roo para integrar el Comité de Participación Ciudadana.

En su intervención, la diputada Mayuli Martínez Simón, presidenta de la Comisión Anticorrupción, Participación Ciudadana y Órganos Autónomos expresó la disposición de las diputadas y diputados de la XV Legislatura, de seguir trabajando de manera conjunta con la ciudadanía para que en Quintana Roo no haya más corrupción e impunidad.